Atudem Facebook Atudem Twitter Atudem Instagram Atudem Youtube

Los esquiadores catalanes, en plena vorágine de competición

11 de Enero, 2019


Sin prácticamente un momento para el descanso, algunos de nuestros máximos representantes en el esquí alpino como Nuria Pau, Alex Puente y Quim Salarich compiten estos días por Europa. Desde Copa del Mundo a pruebas FIS, la exigencia es siempre alta y el margen de error, escaso.

El ruido característico de un coche acompaña la voz de Nuria Pau cuando hablamos con ella. No es fácil encontrarla disponible estos primeros días del año. Cuando no está viajando está con unos esquíes a los pies, sea entrenando o compitiendo. Y el mismo pasa con sus compañeros catalanes del equipo RFEDI de esquí alpino Alex Puente, Quim Salarich y Albert Ortega. Un calendario sin tregua.

Zagreb marca el camino

Una vez recuperada de la lesión al tobillo, Nuria Pau empezó temporada a Madonna di Campiglio el 10 de diciembre con el 8.º en las pruebas FIS. Italia y Francia fueron el banco de pruebas antes de afrontar el debut en Copa del Mundo. La catalana siempre recordará el 5 de enero de 2019, cuando saltó al slalom (SL) de la pista de Zagreb para competir ante las mejores del circuito. No finalizó la primera manga, pero no faltaron ganas y energía.

Sin tiempo para demasiado análisis, tres días después corrió su segundo SL de Copa del Mundo a Flachau (Austria), donde sí que llegó a meta a pesar de no clasificarse para la segunda manga. “La pista estaba bastante mal e hice lo que pude. La experiencia es un grado y tengo que aprender a adaptarme a las condiciones”.

Suspendida la Copa de Europa de este fin de semana, el próximo dorsal de la ribetana será, otra vez, un SL de Copa del Mundo, a Kronplatz (Italia) el próximo día 15.

Creciendo en consistencia

Por ahora, Alex Puente es quien mejor resultado ha obtenido esta temporada en Copa de Europa. La 11.ª posición en la SL de Vale Cenis (Francia) el día de Reyes le aportó una buena dosis de confianza después de haber puntuado también en Copa de Europa el pasado noviembre a Levi (Finlandia) con una 21.ª posición.

“Este es el camino a seguir, con resultados que nos permitan estar entre los 80-100 primeros del ranking mundial FIS y optar a estar al Mundial del mes de febrero” explica.

A plasmar las sensaciones en resultados

Es el reto de Quim Salarich, que después de cuatro pruebas sin atravesar la meta encadena ahora dos bonos resultados. Ayer obtuvo la victoria a la SL FIS de Gressoney St. Jean (Italia), mientras que el lunes acabó 17.º a la Copa de Europa de Vale Cenis.

“Creo que el inicio de temporada no es malo. Los resultados en pruebas FIS son positivos y estamos esquiando bien, nos faltaba llegar a meta”, comenta Salarich, que por ahora acumula una victoria y una 2.ª posición en las FIS de Levi (Finlandia) y una 4.ª en las FIS de Plan de Coronas (Italia).

Un calendario que no se para y que, en el caso de Salarich, lo llevará de nuevo a la Copa del Mundo con dos citas a Adelboden y Wengen (Suiza). Y entremedias, Copa de Europa a Reiteralm (Austria).

Por su parte, Albert Ortega sigue entrenándose llevar a la espera de próximos y ambiciosos objetivos de una larga temporada.